sábado, 30 de mayo de 2020

¡ CUÁNDO DUELE EL ALMA !

                               (obra de Juan Lucena)
La noche hace tiempo que ha extendido su negro manto sobre la tierra .No sé las horas que llevo sentada en el suelo de mi terraza, hay un extraño silencio que todo lo llena, pero yo sólo siento miedo, tengo terror y un infinito dolor, esta tarde he sabido que cuatro de mis alumnos adultos han muerto por la covi-19, solo sé llorar, las lágrimas saladas escapan de mis ojos y no puedo hacer nada para detenerlas, estoy prisionera en una negra cárcel que me ahoga y solo les veo a ellos, con el alma que les habitaba
.
 Siempre me ha gustado el silencio, me hace conectarme con mi ser más profundo y desde él, dialogar con mis propios sentimientos o con alguien al qué llamo El Gran Hacedor de los Universos y otros llaman Dios. Como siempre  sé que mis pensamientos son míos, mi dolor es mío y no quiero nunca influir en nadie con ellos, respeto la libertad de cada persona, para mí es sagrada y creo que en esta pandemia cada una tiene sus propios sentimientos y debe hacer caso a su corazón.

Jamás históricamente la tierra ha vivido algo parecido a lo que nos ha traído la Covi-19. Un pequeño virus, ha atacado a los poderosos igual que a los humildes, a los líderes igual que a los desheredados. Para él, no hay fronteras, dinero, armamento militar o sofisticadas bombas, la Covid-19 ha dado la vuelta al mundo y ha matado a infinidad de personas, sin que hasta el momento, nadie haya podido saber con certeza si fue creado en laboratorio o se propagó solo, tampoco que haya una vacuna que la ponga límites. 

Sin mirar credos ni ideologías políticas, ha atacado dónde, cómo y cuándo ha querido. Me siento muy pequeña, débil, indefensa…¡me preguntan el por que de esto! pero no soy ninguna gurú para decir el por qué ha ocurrido esto, ni que nos quiere decir esta pandemia. Tengo mis propias conclusiones pero son solo mías, como lo son mi miedo, mi impotencia, mi dolor.
Pienso que cuándo he explicado historia a mis chavales y he hablado del hombre más poderoso de su época, El Emperador Carlos I de España y V de Alemania, qué había recibido de sus abuelos una gran herencia que él mismo aumentó sus territorios con sus conquistas, y las tierras descubiertas en el Nuevo Mundo, les hacía ver como a pesar de ser tan, tan grande le derrotó un vulgar mosquito, un mosquito dio muerte al gran Emperador, el Anopheles hembra qué produce el paludismo o malaria, se ríen con ganas pero con esta realidad aprenden todo lo referente al Emperador y su reinado

Y ahora un pequeñísimo virus, ha puesto de rodillas a todo un planeta y ha exterminado a miles de personas y millones de infectados
¿Por qué? ¿Para qué? Si miro dentro de mi corazón, sé que los hombres hemos tratado infinitamente mal a nuestro planeta tierra, la ambición humana no ha respetado nada, ha infectado mares, ríos, talado el pulmón del planeta parte de la Amazonia, ha intoxicado el aire que respiramos, ha hecho desaparecer cientos de especies de animales, con cazas furtivas, ha incendiado bosques enteros para obtener beneficios económicos¡tantas cosas hemos hecho mal! 
 ;Entonces ¿es un castigo de la tierra qué es un ser vivo? ¿Es para que nos paremos a reflexionar que somos una raza exterminadora desde que los primeros homínidos aprendieron a ponerse en pie? Si, sí esto es muy cierto, basta mirar la historia, de guerras, exterminios y violaciones humanas, pero también hay millones de personas buenas, integras, generosas que hacen nuestro mundo mejor, personas que con su amor hacen florecer esperanzas y cicatrizar traumas, qué se dan a los demás y dan hasta su propia vida para salvar a otros.
Mi amigo Javi, capitán del ejército, me dice que es un virus creado en un laboratorio de Wuhan para reducir la población envejecida del planeta…¿puede ser? Mi amiga Julia dice que este es el primero de los cuatro jinetes del Apocalipsis que nos manda Dios, pero esto no la creo, no creo que un Dios amor quiera que mueran tantos ancianos sin el consuelo de nadie de su familia, ni tantos sanitarios que han dado su vida por salvar la de otros, lloro de rabia, de incomprensión, de dolor al desnudo y lo que siento me desgarra el alma.
;No sé nada en concreto, solo que es un virus letal contra el que hay que tomar todas las precauciones que nos aconsejan y sobre todo la mascarilla que se ha introducido en nuestras vidas como un complemento más y sin saber hasta cuándo.
 
¡Tengo frío, la amanecida está cerca, el cielo se está volviendo con una tenue claridad, no he podido paliar ni siquiera una micra mi dolor y mi miedo, no comprendo a quién beneficia el gran genocidio que estamos viviendo, ni cuántas vidas más se llevará el virus. No hay respuestas, mi corazón continúa herido y lleno de dolor.!

38 comentarios:

  1. NO nos lo merecemos, no somos culpables de tratar mal al planeta, son culpas que nos quieren imbuir. Que haya salido de un laboratorio tiene muchas papeletas, ahora tenemos que protegernos. y rezar por los que han fallecido. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy cierto Ester lo que afirmas, nadie se merece sufrir por mentiras o no sé que fines puede haber en lo que este virus ha traído, los días pasan, están comenzando las desescaladas y continúamos sin saber como surgió. lo certero es que en España no hicieron caso del aviso de la OMS y los hospitales no estaban preparados para lo que llegó, cada día sabemos más mentiras que nos han llevado a perder miles de vidas.

      Un abrazo con cariño

      Eliminar
  2. Querida amiga un relato maravilloso. quisiera pensar que no ha sido un error de laboratorio porque si fuese así seria un crimen ante la sociedad y al mundo entero. Has demostrado una entereza y un gran sentimiento que caracteriza la grandeza de tu corazón. Un abrazo muy fuerte Ángeles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Halcón, creo que la verdad se sabrá y muy pronto, aunque el dolor que sentimos en nuestro corazón, no se irá tan pronto. No hay derecho a lo que ha hecho este gobierno que estaba avisado desde Navidad, para preparar los hospitales y evitar reuniones humanas y no lo hicieron. Deseo que paguen por el genocidio que han hecho con los españoles.

      Con cariño, rayos de sol.

      Eliminar
  3. Muy triste el relato, pero precioso como lo cuentas.
    Personalmente he pensado muchas veces como tu amigo Javier, y de esta forma ahorrarse las pensiones de tantos cientos de ancianos y personas mayores. Indignante, pero estamos en manos de grandes potencias. O también puede ser producido por la naturaleza tan mal tratada, le escuché a un científico.
    Sea lo que sea, la situación es dramática, y con la inconsciencia de las personas que no respetan las normas, puede prolongarse.
    Espero que te encuentres mejor de ánimo pues a pesar de los pesares, la vida es bella cuando hay salud y la familia se encuentra bien.
    Un cálido abrazo Ángeles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuesta mucho asumir lo que ha sucedido con la covid-19 y sobre todo porque no nos avisaron con tiempo ni prepararon los hospitales para hacer frente a esta pandemia. Tengo el alma tan herida, que solo cuando se haga justicia con los que sean culpables, se podrán ir cerrando las heridas. Elda, quedan muchas cosas por salir que ya sabemos muchos españoles igual que los títeres que las hicieron. Què Dios nos ayude y alcemos la voz, por todos aquellos que se la han silenciado.

      Desde el corazón, un abrazo.

      Eliminar
  4. Siento muchísimo tus pérdidas y tu dolor, como siento y me duele en el alma todas y cada una de las víctimas que se ha llevado esta enfermedad. Ni los mayores ni los jóvenes que han muerto se merecían este final. A veces también pienso que la Tierra, cansada ya de todas las barbaridades como estamos haciendo con ella, nos ha querido dar un aviso, solo un aviso, porque si ella dice "¡Aquí estoy yo!", me temo que puede acabar con todos en muy poco tiempo. ¡Ojalá nos sirva para recapacitar! Pero mucho me temo que no va a ser así.
    Un abrazo muy grande y mucha, mucha fuerza, Ángeles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Rita por tus palabras, todos hemos puesto cara a muchos de los fallecodos y eso no lo podremos olvidar sí ha sido hecho con pleno consentimiento. Creo que no ha sido la tierra la que ha producido el virus, la tierra es generosa como una madre, pero el hombre si puede hacer infinidad de cosas horribles como hemos visto a lo largo de la historia...racismo, genocidios, violaciones... Dicen que el tiempo todo lo cura, pero no es así El holocausto del pueblo judio por Hitler, ni se ha olvidado ni se olvidará.

      Un abrazo con mi cariño.

      Eliminar
  5. Hola Mª Angeles, siento mucho la perdida de tus alumnos, la verdad que como bien dices algo tan pequeño nos a puesto a todos de rodillas y sin saber por dando va ha aparecer, yo también pienso que es algo de laboratorio y que se les ha ido la mano, la pena grande es todas estas personas que se los ha llevado sin el consuelo de la compañía de la familia y amigos.
    Ojala esta pesadilla se termine y podamos hacer una vida medianamente bien, al menos poder abrazar y besar a familiares y amigos, cuídate mucho vale?.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Piruja, es imposible dejar aparcado el dolor, se irá reduciendo con el tiempo, pero ahora es muy pronto y lo peor es que de haber hecho algo el gobierno español, cuando fue avisaso de la horrible pandemia que vendría, y avisaron en Navidad, pues si los hospitales y las personas hubiésemos estados preparados para lo que venía, se hubiesen salvado miles de vidas, que la justicia se encargue de culpabilizar y castigar a los culpables. Nosotros no podemos hacer nada, solo rezar y ayudar como podamos en esta crisis.

      Desde el corazón, un abrazo.

      Eliminar
  6. De vez en cuando la naturaleza nos envía un desastre inesperado, pensá en todos los horrores que de vez en cuando se desatan en el mundo entero, no podemos hacer más que cuidarnos lo mejor posible y resignarnos a que la vida es finita, un abrazo solidario en tu pena por tus alumnos que ya no están. Un abrazo Angeles!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No ha sido la naturaleza Cristina, eso es otra de las muchas mentiras que nos han dicho. Jesús de Nazaret dijo..." Conoced la verdad y ella os hará libre" eso es lo que deseo, no solo han muerto cuatro de mis alumnos, mi sobrina, su marido y los dos niños que tienen han estado infectados y ha sido demoledor, gracias a Dios se han recuperado, pero ha habido muertes de muchos inocentes que se podrían haber evitado.

      Un abrazo con rayos de sol.

      Eliminar
  7. Gran profundidad en tu refleción, Angeles. Todo puede ser, amiga. Hay muchas teorías. Yo te aporto otra más:La mente del hombre a veces está influenciada por otras dimensiones, que viven cerca y no vemos y le inducen a cometer crímenes y desvaríos. Son muchos los pensamientos que corren por mentes perturbadas e inconscientes, que no son capaces de dominar.
    Lo cierto es que todos lo hemos pasado mal y ahora no nos queda más remedio que rezar y cuidarnos. Rezar por todos los muertos y familiares y cuidarnos para seguir viviendo con cierta tranquilidad, amiga.
    Mi abrazo y mi ánimo siempre, Angeles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. M.Jesús es cierto que nos están llenando de mentiras y más mentiras, que todo puede ser posible en cuanto al origen del virus, pero hoy los españoles sabemos que el gobierno sabía desde Navidad que una pandemia letal llegaría a España y no nos avisaron, ni avisaron a los hospitales para que estuviesen preparados con mascarillas y respiradores. Mi vacina Mari, que ha sido una madre para mí siempre, murió y es horrible, como no había ataudes la metieron en una bolsa de plastico al morir y ahora su hijo no sabe donde cremaron a su madre.
      Sólo la oración nos ayuda a superar algo tan brutal.

      Desde el corazón, un abrazo de luz

      Eliminar
  8. Hola Ángeles,tenemos que salir del temor siempre que sea posible, eso no nos hace ningún bien como colectivo. Y no debemos de bajar la guardia estos son tiempos para ser cautelosos con nuestro bienestar. Mientras el mundo se va abriendo lentamente a la nueva normalidad, todos nosotros debemos considerar cuál es la decisión correcta en la que nos aventuramos a salir nuevamente. Ya no será lo mismo, algo ha cambiado tenemos que acostúmbranos a los nuevos ritmos en el planeta tierra. Ni que muchas personas tratarán y reclamarán volver a la misma vida de antes, volver a sus viejas ocupaciones. Aunque temporalmente pudiera tener la apariencia de estar funcionando, la mayor parte habrá cambios, y le va a costar un poco adaptarse a lo que acaba de ocurrir.
    Cuídate, Abrazos cariñosos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto Cristina, nada volverá a ser iguai después de la pandemía. El mundo que conocíamos, ha desaparecido con los miles de muertos del covid-19. Me faltan palabras y me sobran sentimientos de dolor, para expresar lo que siento. Quiero dejar ir la rabia, el enojo y la mala uva que he sentido muchas, muchas veces, porque no quiero anclar mi alma en el dolor. Pero me pregunto si las leyes humanas castigan el acoso, el maltrato que se da a un animal...¡quién nos ha hecho esto que es la mayor tragedia de la historia...! Ay Cristina ¿a quién hay que castigar por el dolor que hemos tenido todos con el covid-19? No, no, con dolor, solo se produce dolor.

      Mi abrazo de sol, desde el corazón

      Eliminar
  9. Es terrible lo que cuentas, terrible esto que esta pasando en el mundo, hay muchas teorías sobre el virus, es mejor adaptarnos a este cambio y seguir cuidándonos porque el virus no se ira, llego para quedarse...... Saludos a la distancia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad Sandra, solo tiene un camino, hoy nos han mentido en muchas cosas, pero creo que la verdad se sabrá y pronto. El dolor que se ha sembrado en las personas, solo puede dar una cosecha de más dolor... Lo cierto es que tenemos que protegernos como nos dicen, y que cada persona asuma su propia responsabilidad para que esto se pueda terminar algún día.

      Un abrazo con rayos de sol.

      Eliminar
  10. Tus palabras me llegan al corazón. Es verdad que cada nueva muerte es una perdida irreparable y yo tampoco creo que Dios nos castiga, Dios es amor. Nos castigamos nosotros mismos con nuestra desidia, lo que sucedió en el Amazonas fue un crimen y fuimos los seres humanos quienes lo realizamos. Comprendo tu angustia, la mayoría de los seres estamos iguales, preguntándonos: ¿Por qué?

    Un fuerte abrazo.

    mariarosa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pienso como tú mariarosa y no hay palabras que puedan expresar el dolor abismal que nos ha traído esta pandemia. No creo que sea un castigo divino, Dios es amor y un padre no golpea así el alma de un hijo. Los hombres sí, somos capaces de hacer barbaridades y causar dolores impensables con torturas y violaciones. Mi apoyo y mi esperanza está en que se haga justicia y los culpables sean condenados por lo que han hecho.

      Desde el corazón, un abrazo.

      Eliminar
  11. Hola Ángeles.. Esa pintura la conocía, porque ha corrido por las redes sociales,. Me parece estremecedor lo que ha pasado y aun pasa. Personalmente a mi se me ha ido un amigo por el virus y otro que ademas es medico y de familia de médicos estuvo a punto, ahora se esta recuperando, pero le quedaran secuelas, pero aun estando contento, siempre recordare lo que me dijo..
    > Llorenç, si me dicen que me he vuelto a contagiar y tengo que pasar por lo mismo, te digo bien claramente que me dejen morir en paz, porque no lo resistiría de nuevo..

    Un abrazo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llorenç, todos tenemos a alguien fallecido que conocemos. Yo no encuentro palabras para expresar los sentimientos diarios que se han ido forjando a lo largo de estos tres meses de terror. Mi sobrina (hija de mi hermana) su marido y los dos niños, se han infectado y él ha estado al borde dela muerte, lo he vivido día a día y no sabía dar a mi hermana ninguna esperanza. Yo creo que el virus, está aletargado por el calor, pero volverá mutado hasta que no se invente una vacuna que cree anticuerpos en los humanos.

      Cuídate, un abrazo desde el corazón.

      Eliminar
  12. Buenas noches Ángeles, gracias por pasar por mi blog después de las presentaciones hechas por la amiga Ester, ¡gran persona!
    He leído muy intensamente todo tu comentario relacionado con el COVID-19 y no puedo estar más de acuerdo con todo lo expuesto de manera clara y concisa. Los que tenemos ya cierta edad como es lógico estamos muy preocupados, mi preocupación es constante y a su vez penosa por no poder besar y abrazar a hijos y nietos. Esperemos no tarden demasiado en sacar la vacuna que nos pueda librar de esta atrocidad de virus.
    Tienes un blog muy interesante y que me agrada así pues con tu permiso me quedo por aquí en buena compañía.
    Aparte del blog que ya conoces tengo otro relacionado con la jardinería y naturaleza que te invito a conocer por si eres amante de las plantas.
    Recibe un abrazo y hasta pronto.
    He visto que tienes otro blog, me pasaré con tranquilidad para conocerlo también, seguro que debe ser interesante.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Juan, ya no me salen las palabras para expresar los sentimientos que día a día se han ido quedando en mi alma en esta pandemía, el otro día me decía mi amiga Esther que es psiquiatra, que lo mejor es coger un cuaderno e ir escibiendo lo que siento, que esta es la mejor de las terapias,,, pero ¿quien resucita a las personas que se han ido por culpa del virus. Los españoles sabemos que el gobierno nos ha mentido y son culpables de miles de muerte que se podrían haber evitado si nos hubiesen avisado y avisado a los hospitales para estar preparados de otra forma. Ya tienen 136 denuncias aceptadas por el juez, y ahora se van a unir a ellas, las de sanitarios, policias y familiares de los ancianos de las residencias.

      ¿Amante de las plantas? al infinito, y más alla, como se decía en la película de Toy Story. He conseguido tener unos 50 bonsais de todos los árboles autóctonos de España. Hechos por mi en tierra traida de EXtremadura son maravillosos, ya han terminado la floración y están llenos de manzanitas, peras enanas, granadas, albaricoques, aceitunas, naranjitas, limones,membrillitos, son una pasada.
      Voy a visitar tu otro blog de plantas, con toda seguridad me encantará.

      Cuidate Juan. Un abrazo con rayos de sol

      Eliminar
  13. Uy es muy triste solo hayque cuidarse y cuidar alos otros.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es muy cierto que ahora solo podemos hacer es protegernos lo mejor que sepamos y podamos.¿hasta cuándo?

      Un abrazo con esperanzas

      Eliminar
  14. ¡Holaa, Angela!

    A pesar de lo profundo del texto, creo sinceramente que es una exquisita prosa poética social y todo su contenido traspasa el alma, amiga.
    Tu miedo y tu dolor, es el mío y el de miles y miles de personas que sienten lo miso. Miedo dolor impotencia y hasta desorientación. Yo por lo menos…

    Estoy totalmente de acuerdo con lo piensas y escribes sobre este maldito virus que nos va dejando muertes dolor desolación y gordas cicatrices que no desaparecerán nunca, de un modo u otro a todos nos salpica y lastima profundamente.
    ¡Esta pandemia como tu bien dices, afecta al mundo entero y nos da una dura lección para no olvidar que en algo y mucho hemos fallado! Debe cambiar nuestra forma de pensar de vivir, de no ensuciar este Planeta Tierra del que nos alimentamos y respiramos
    En cantada de leerte, siempre es un placer, eres una gran poeta, inteligente y sabia.

    Gracias por competir tus bellos sentimientos.

    Un abrazo y bendiciones.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marina, no sé como expresar el profundo dolor que esta pandemia me ha causado, dolor y terror, me parece estar en un sueño, una pesadilla de la que voy a despertar en cualquier momento.
      Y lo peor es que no sabemos donde se puede coger el virus. Me duele el alma la muerte de tantos ancianos en las residencias solos, sin una mano amiga que les conforte. Creo que el mundo no va a cambiar Marina, hay demasiadas personas que se sienten importamtes y no les importa nada el dolor de otras personas, somos prepotentes, egoistas y sobre todo malignos con afan de destruir... y humillar a otros. deberíamos cambiar y sobre todo AMAR, amar a la naturaleza, a otros hombres, a los que sufren... que no, que el estar por encima de los demás y con poder debe ser muy escitante, con un ego más negro que un buitre.

      Cuidate mucho. Un abrazo con cariño.

      Eliminar
  15. Las personas más indefensas además de desgraciadas han muerto quizá en soledad y silencio. Lo peor de todo es que también se olvidarán. No me apetece escribir más sobre esta enfermedad pero es algo que no puedo evitar. Esta enfermedad ha dado su primera embestida, reposará en el verano y volverá con nuevos bríos de eso no te quepa la menor duda. Sin embargo, antes de esta enfermedad el mundo ya estaba muriendo poco a poco por otras cosas y causas y quizá de forma más despiadada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto Buscador, esta pandemia es la punta de un icebert, creo como tú, después de este vendrán otros peores, si este ha sido creado para eliminar una población envejecida y no tener que pagar pensiones, estamos en manos de personas muy importantes para los que somos solo ovejas de un mismo rebaño. No sé si es cierto que ha habido otras humanidades antes que la nuestra habitando el planeta tierra como dicen algunos entendidos, lo que sí sé, es que todos, todos, los grandes imperios han desaparecido, mira el romano, el mayor imperio del mundo conocido y le derrotan los barbaros (extranjeros). Mira el egipcio, como él en la antiguedad, ninguno y cayó y se terminó, mira los incas, los aztecas, los mayas, los atlantes... todo tiene su tiempo y por una u otra causa eliminados para siempre.

      Un abrazo con cariño

      Eliminar
  16. Querida amiga Ángeles. Que corazón tan grande y sensible tienes. Dios te bendiga siempre.

    Dios nos ha dado la libertad, y la mayoría de las veces la usamos mal, por eso tantas calamidades en el mundo.

    Recemos por todo ello.

    Un fuerte abrazo.!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Marian, te he dejado un mensaje en tu espacio, es muy importante para mí. Creo lo que dices, Dios nos ha dado libertad, pero que inconscientes y soberbios nos creemos todos. Ahora están con la vacuna del covid-19 y la mayor vacuna sería insuflarnos amor, amor y amor para todos los hombres y todo lo que puebla nuestro planeta. Esa vacuna, curaría miles de enfermedades...Y todo depende de nosotros, que cada uno pongámos un gramo de amor y juntaríamos toneladas que limpiarían nuestro planeta.

      Un abrazo con rayos de sol.

      Eliminar
  17. Ángeles, se me acaba de ir el mensaje que te escribía...
    Bueno, para decirte que siento lo que está pasando y tengo la misma pena tuya. El ser humano no termina de ser consciente en cuanto a prevención.
    No creo que las cosas y personas cambien después de la pandemia ni que Dios nos ha enviado el castigo. Creo que a las potencias mundiales no les conviene mermar su economía, atendiendo a los viejitos, como si fuera una dádiva y no una obligación.
    A mi me dio la Covid 19 en diciembre 2019 cuando nadie la conocía. No fui al hospital pero casi muero.
    Un beso grande y ánimo.

    ResponderEliminar
  18. Cecyely, es cierto que este virua nos ha dejado a todos una huella en el alma, yo ya me he negado a escuchar nada sobre él y tantas mentiras como han dicho. Es un dolor que araña el alma, saber que han muerto infinidad de personas, porque no se nos avisó a tiempo, lo dice la OMS y porque no prepararon los hospitales para la pandemia que llegaba. Todo se hizo mal, deprisa y a lo loco, compraron mascarillas defectuosas, respiradores inutiles todo a China con el dinero de todos los españoles. Es que ya no quiero decir todo lo que sé, solo espero que la justicia divina y la humana, hagan justicia por la muerte de la mejor población que ha tenido España levantándola después de una guerra civil.
    Me alegro que te encuentres bien, después de pasar el virus, cuídate mucho.

    Besos con mi cariño.

    ResponderEliminar
  19. Hola Ángeles: Disculpa, pero he estado un tiempo sin atender los blogs y es que la verdad todo esto del Covid me ha afectado bastante y estoy todavía sin reaccionar, depresivo, hasta el punto de que no tengo ganas de escuchar la televisión que sigue bombardeando estadísticas, medidas preventivas y otras.., cuando por otra parte nos han dejado tantas personas y en tan poco tiempo. No me imagino ponerme en el lugar de las personas más cercanas, tiene que ser terrible la impotencia y la desesperación.
    Y se habla de tantas cosas y se proclaman tantas medidas y, se ofrecen tantas soluciones que parece que todo va a cambiar pero no, al menos no tan pronto, porque a pesar de la buena disposición que sin duda la hay, porque ésto sin duda llega a todos los estatus sociales, sigue habiendo mucha pobreza y desigualdad y ahora más que nunca, golpea sobre las puertas más desfavorecidas.
    Todos estamos como locos esperando que nos den un poco rienda suelta y nadie estamos en contra porque además de apoyar nuestra situación emocional, poco a poco se irá acercando más a la "normalidad" con el trabajo.
    Pero no podemos bajar la guardia amiga, y hay que intentar más que nunca, preveer desde ya y en todos los sentidos, que no nos coja el toro de improviso, por hacer caso omiso a nuestra responsabilidad individual y sin los medios sanitarios más necesarios para todo el que lo necesite los pueda encontrar en la sanidad pública.
    Bueno ya veo que estás escribiendo como nunca y que así sueltas con tu denuncia un poco mejor tu rabia e impotencia.
    Me alegro que estés bien. Te envío mi abrazo poeta.

    ResponderEliminar
  20. Gracias Angeles por tu comentario en mi blog, te tengo muy presente en mis oraciones.
    todo va a salir muy muy preciosa, seguro que si.
    Tu eres una mujer de mucha fe, ten totalmente la esperanza de que Dios y la Vigen están contigo, te aman mucho por tu gran corazón, porque eres su hija muy amada. Estoy a tu lado

    ¡¡Cuidate mucho!! Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  21. Un fuerte abrazo, Ángeles, y que pases un feliz domingo.

    ResponderEliminar
  22. Que alegria me has dado Angeles, al leerte, sabia que tenia que suceder asi, tu fe, tu amor a Jesús... El Señor, no nos abandona, somos sus hijos muy amados, y sabe lo mucho que lo necesitamos.
    Ahora querida amiga a recuperarte del todo...

    Yo sigo piendiendo por ti.

    Un fuerte abrazo. Dios te bendiga siempre.

    ResponderEliminar