miércoles, 21 de febrero de 2018

Saludo de Bienvenida


A ti que has llegado a mi blog, te recibo con una cálida acogida…¡ se bienvenid@!

Los relatos que puedes encontrar aquí, son pequeños destellos de mí alma  que me desbordan  en sentimientos, intimistas, llenos de desgarro, belleza, denuncia social… ¡todo aquello que me seduce! donde flamean  y me impulsan a escribirlos sobre el blanco papel, porque si no lo hago, sé que desaparecerán como las hojas bruñidas que llora el otoño hacia el hueco vacío de la nada.

Leer el texto completo

    Dicen que los niños vienen al mundo “con un pan bajo el brazo”, yo no, yo debí venir con folios, lápices y pluma… escribir para mí ha sido siempre una necesidad de mi alma, que me impulsa a abrir la puerta donde se trenzan los sueños y dejar en libertad los sentimientos, labrando el desierto o sembrando el mar, como las sombras y luces del calidoscopio de la vida.Nunca he escrito para obtener el reconocimiento de nadie, pero he obtenido varios premios literarios, publicado en diferentes medios y editado cuatro libros junto a mis alumnos del Taller de Literatura que dirijo: “Huellas en el sendero”, “Agua Fresca”, “La danza de los cometas” y Sentimientos de mujer.  “Como agua de Luna” es mi primer libro en solitario, que ya vuela libre en alas del viento, dejando su huella, escribiendo su melodía de agua en el pentagrama del tiempo. Ángeles Marcos

martes, 22 de noviembre de 2016

¿ LA MALDICIÓN DE LA TUMBA ?

El relato es todo real, sólo los nombres de los tres amigos han sido cambiados.
El sol de julio llagaba la tarde y ponía en las pardas sementeras ecos de fuego y brasas ¡el calor era el dueño del presente y ni un solo árbol daba cobijo a su ardiente fuego!
Sentada en el borde de la tumba romana miraba hipnotizada al suelo donde junto a los restos del ataúd, se encontraban trozos de sigillata, cristales de luciérnagas, monedas romanas... que habían formado parte del ajuar funerario de la persona allí enterrada…
De pronto mi hija, desde el lado opuesto se acercó a la fosa, y me dijo:
-¡Mamá, no estarás pensando lo que yo pienso que piensas! ¿verdad? –Si, la dije mirándola a ella y a los restos de la tumba. - ¡Ni se te ocurra bajar ni coger nada- me dijo muy enfadada, esta tumba ha sido profanada y expoliada y desconocemos lo que hay después de la muerte y lo que puede pasar! 
Sé que tenía toda la razón… y pensé en todo lo que había ocurrido para que nosotros estuviésemos allí...
Ramón nuestro amigo, tiene un detector de metales, y es ingente la cantidad de monedas y objetos que ha encontrado bajo tierra… Un día cuándo salió con él, llegó a un lugar donde el detector se puso a sonar en una extensa área, acostumbrado a las monedas, supo que lo que tenía bajo sus pies, era algo muy grande…
 Él solo no podía escavar tanto espacio y se lo dijo a otros dos amigos. Y por la noche y a la luz de la luna, los tres excavaron donde el detector indicaba… enseguida supieron que era una tumba, porque estaba construida con ladrillos, y sigillatas romanas.
Siguieron escavando hasta encontrar un ataúd de alguna aleación de plomo bellísimamente repujado, que cubría a otro de madera…con enormes esfuerzos los abrieron y encontraron los restos de una persona enterrada en él, con un inmenso ajuar funerario. 
Con una noche no tuvieron bastante, emplearon varias, en sacar y repartirse entre los tres lo que había en la tumba. 
A la semana de este hallazgo que les tenía alucinados por el valor económico que habían sacado... A Felipe, con 56 años, le dio un infarto y murió en el acto. 
Cinco días más tarde, Jaime iba con su bicicleta por la carretera haciendo ejercicio, y un camión le arrolló y murió también en el acto, tenía 52 años. 
 ¡Habían pasado 14 días desde que los tres expoliaron la tumba encontrada!
Ramón se derrumbó y el terror le envolvió, pensando que el próximo en morir iba a ser él…
¡Era la maldición de la tumba!   
Este terror, fue el que le llevó a ponerse en contacto con nuestra hija, licenciada en Arqueología, que nombrada por la Junta de Extremadura, prospectaba la zona arqueológica del Campo Arañuelo, para hallar tramos perdidos de la ruta de la Plata. 
Quería que ella dijese que había encontrado esa tumba, y devolver todos los objetos que le habían correspondido a él. Al enseñárnoslos nos quedamos asombrados por las maravillas que tenía, collares, pulseras, fíbulas, luciérnagas, monedas, trozos del ataúd repujado y parte de un pectoral que al cadáver le habían colocado en el pecho, y se deshacía solo.
Pero si hay alguien con integridad absoluta, es nuestra hija, no sólo en su profesión sino en todos los actos de su vida, y le dijo rotundamente que no, que ella no iba a mancharse las manos con una mentira, para ganar honores ni fama.  
Sus azules ojos se llenaron de lágrimas viendo como el pectoral del cadáver, que era bellísimo, se deshacía con sólo tocarle, porque debía haber sido tratado químicamente antes de cogerle, para fijarle. Le aconsejó que devolviese anónimamente lo que le había correspondido a él, a la Junta de Extremadura, como así  ha hecho. Ramón la pidió que al menos ella viese la tumba abierta…
Y a esto mi hija dijo que sí, porque los romanos nunca enterraban en un lugar a una sola persona, y debía haber más tumbas cerca de la que él había encontrado, como así se suponía que era ¡y allí estábamos ahora! Alucinados con los restos que se veían aún, y sin atrevernos a tocar nada de lo que quedaba en la tumba.
Echamos enormes montones de tierra sobre la fosa abierta y allí quedó todo, sin que nadie pueda sospechar lo que hay debajo.
A los pocos días de este suceso, tuve un sueño, mejor una pesadilla, donde alguien, me decía…- ¡Soy Artea, ayúdame! Desperté muy mal, no recordaba más del sueño y no comprendía que podía ser. A los pocos días, volví a tener el mismo sueño, aún más agobiante, y alguien que me decía las mismas palabras…¡Soy Artea, ayúdame!  
No recordaba tampoco más, sólo esas palabras… y ya si me inquietaron un poco…Y en una tercera noche, se repitió el mismo sueño, donde vi, que una mujer que parecía estar embarazada porque llevaba una túnica, me volvía a repetir las mismas palabras… ¡Soy Artea, ayúdame! Desperté bañada en sudor y llorando, lloraba porque el sueño era angustioso y no le comprendía...hasta que sin saber porque relacioné mi pesadilla con la tumba, y me pareció entender que significaba.
Por la mañana fui a ver a Ramón a su trabajo y le pregunté donde estaban los posibles huesos, si es que los había, de esa tumba. Me dijo que sí había huesos y estaban en casa de Jaime…los tenía su viuda.
¡Dios! entonces todo cobró un nuevo significado, le conté mis tres pesadillas, y le pedí que por favor enterrase esos huesos cerca del lugar donde habían estado siempre.
Así lo hizo, él continuaba aterrado por la muerte de sus amigos y enterró los huesos de la tumba, yo le pedí que nunca jamás nos dijera donde lo había hecho… ¡y ha cumplido su palabra!
Desde entonces han pasado ya tres años, y nunca he vuelto a tener esa horrible pesadilla. Una noche soñé con una mujer muy bella, que iba vestida con una túnica que parecía de oro, me sonreía dulcemente y se esfumaba entre nubes… 
 ¡Supe que ella era Artea!

lunes, 14 de noviembre de 2016

¡ LA BELLEZA DE UNA SUPERLUNA !

Aunque el hombre haya pisado la luna en 1969, esta continúa hechizando con su misteriosa luz, con sus formas cambiantes y colores irisados que nos hacen mirar al cielo y buscarla cuando sabemos que ella está en él.
La luna tiene una magia que ha atraído desde todoas las épocas al hombre. Este lunes, 14 de noviembre de 2016, es un día mágico para lunéfilos y lunáticos porque dentro de unas horas, tendremos la oportunidad de ver la Luna más grande y brillante desde el 25 de enero de 1948. ¡Desde hace 70 años!
Este lunes pasará a la historia como una de las fechas del año en la que más se mire hacia el cielo. La menor distancia de la Luna con respecto al centro de la Tierra  (unos 356.500 kilómetros) coincidiendo con su fase llena, hará que el único satélite natural de nuestro planeta se convierta en la superluna más grande y brillante(hasta un 15 y un 30% respectivamente) de los últimos 70 años.
Durante la tarde del 14 de noviembre, se espera que la Luna llegue al máximo de su fase completa: a las 12.52m UT (Tiempo Universal) o las 13.52, en horario GMT.
¿Por qué es tan especial la superluna de este lunes 14 de noviembre? Porque se convierte, en la Luna de mayor tamaño en 70 años y la que más cerca pasará de la Tierra desde que comenzó el nuevo milenio. Este fenómeno no se repetirá hasta el 25 de noviembre de 2034.
Los mejores momentos para disfrutar de este acontecimiento natural, según las indicaciones de la NASA, son a primeras horas de la mañana o después de la puesta de sol. 
Los expertos no atribuyen grandes efectos de este fenómeno en la naturaleza, aunque las zonas costeras sí pueden verse afectadas por inundaciones debido a las altas mareas que se producirán hasta febrero de 2017.
Las órbitas de los astros no son circulares sino elípticas. La Luna, en su viaje alrededor de la Tierra, tiene un máximo acercamiento de 356.500 km (perigeo) y un máximo alejamiento de 406.000 km (apogeo). 
Y la Tierra, en su viaje alrededor del Sol, se acerca un máximo de 147 millones de kilómetros y se aleja un máximo de 152. Reunamos coincidencias y consideremos la situación en la que el perigeo se alcanza muy cerca del momento en el que se alinean el Sol, la Luna y la Tierra.
La diferencia será este lunes de apenas dos horas, por lo que la Luna llena se verá como he dicho, un 14% más grande y hasta un 30% más brillante de lo habitual. 
Además, en ese instante la Luna estará a 147.985.477 km del Sol, es decir, muy cerca también de su máximo acercamiento a la estrella, una ayuda suplementaria para un plenilunio esplendoroso (a las 00.00 la iluminación será del 99,4
Para un espectador en Madrid la Luna saldrá a las 18 horas y 24 minutos, la atmósfera será limpia y seca y conviene situarse de manera que en el horizonte, por donde vaya a asomar la Luna, se recorten las siluetas de árboles o edificios. 
Estas referencias servirán para que el cerebro estime espontáneamente el tamaño de las cosas. Es un escenario perfecto para que una ilusión óptica se sume al espectáculo.
En efecto, cerca del horizonte la gran bola de la Luna parece mucho mayor que horas más tarde, cuando flota allá arriba sola, colgada en el firmamento. 
Para convencerse de ello, basta tomar dos fotografías de la Luna, una pegada al horizonte, otra en lo más alto, y comprobar luego que los diámetros son idénticos en ambos casos.
Aunque pase este día, la luna continuará brillando con todo su explendor durante los siete días siguientes, (lo que dura una fase lunar) y siempre nos llenará con su hechizante luz
Son muchas las historias tejidas teniendo como protagonista a la luna, tan cercana y tan desconocida mas ninguna nos deja indiferente. Y continuaremos soñando con su luz y haciéndonos preguntas sobre ella y el por que el hombre no ha vuelto a pisarla... 
¿Qué vieron alli? ¿Qué se ha ocultado? ¿Por qué no se ha vuelto a ella? Así, misteriosa y sin hollar nos continúa atrayendo, quizá porque prevenimos de un lugar allá arriba en las estrellas
¡Mi querida luna, mi amiga inseparable de mis pasos infantiles, siempre caminabas detrás de mí, mientras yo lo hacía y te parabas si yo me paraba. 
Nunca me sentí sola porque tu estabas cerca de mi y eras la mágica amiga que siempre me estabas protegiendo.
 Esta noche podré verte con toda tu luz y tu huella será el eco de otras huellas tuyas que siempre tendré cobijadas en la cuna del alma.!

sábado, 5 de noviembre de 2016

EL GRAN ESPÍRITU DEL INVIERNO HA LLEGADO

¡Ya... El Gran Espíritu del invierno, ha bajado de su lejano palacio de escarcha, nieve, carámbanos y gélidos vientos, donde habita con su séquito de lacayos durante todo el año...!
Él, vestido con su inmensa capa blanca de álgidos destellos, ha bajado desde las más altas y heladas cumbres en su veloz unicornio albino, apareciendo en la noche cuajada de estrellas.
Cuándo aún dormían al relente los gorriones, los lirios, los arándanos, los brezos, las buganvillas y los arbustos del bosque vestían sus últimos colores, que el otoño había entintado en oro bruñido con su paleta de policromados colores todos dorados.
Con su aliento de hielo, desde su corazón de escarcha, ha comenzado a soplar y soplar, enredándose en las ramas desnudas de los árboles como perlas esmeriladas, entonando su melodía glacial, para anunciar su llegada
Y extendiendo sus manos de cristal de carámbanos, ha comenzado a sembrar semillas de copos de nieve, que han cubierto la cima de las montañas como maná llovido del cielo, vistiéndolas con un sombrero de armiño, y torrenteras cubiertas de carámbanos cristalinos en una melodía que entona desde su gelida alma, galopando veloz.
La alborada se ha despertado tiritando con un vestido de blanca escarcha y el musgo de las umbrías ha despertado de su letargo con el frío susurrando sueños en libertad... Toda la tierra visitada por él, se ha vestido de blanca nata y se estremece de silencio, de frío y soledad.
La vida que dormitaba mecida en la cuna del sueño, ha sentido su llegada, y tiritando de frío ha cuchicheado su presencia para que todos se escondan a invernar en sus cálidos refugios, escondidos en el interior de la tierra.
 ¡El Gran Espíritu del Invierno ha llegado esparciendo sus frías semillas de escarcha, nieve y vientos de cuchillos!
La amanecida ha aparecido bañada con pálidos rayos de sol, porque ha sido derrotado por el Señor de las heladas tierras del Norte, el Invierno, que le obliga a exiliarse al Universo Invertido, porque el calendario de su tiempo ha caducado y ahora es el dueño y poderoso Señor que todo lo habita y llena.
Blancas mariposas, han quedado prendidas en los árboles, arbustos, en las piedras, en los riberos, en los juncos del manantial, en las últimas flores y en los gorriones, que han inclinado su cabeza y han desaparecido ante tan gélido Señor... 
¡Hace frío, mucho frío!
Un manto de armiño cubre la tierra...con la pureza albar sin contaminar y flores de cristal.
¡El Gran Espíritu del invierno, ya ha llegado...!

sábado, 22 de octubre de 2016

¡ ALGO EN EL CIELO !

El relato es totalmente cierto
Era el 12 de agosto a las 6 de la tarde, el sol chorreaba un fuego abrasador que reverberaba lujurioso sobre el cristal de la laguna de los Pampis (Talayuela) flameando como un espejo de purísima luz. Un viento solano rizaba el agua de la laguna en onduladas y espumosas olas. 
Piluka, Zeus, Tony y yo, estábamos intentando pescar, junto con tres chavales de unos 15 años del vecino pueblo.
Ninguno habíamos tenido ninguna picada… y mis ojos azules claros comenzaban a escocerme bastante porque no se distinguía la boya danzando entre la luz reflejada y las olas de espuma en las que se perdía, así que decidí descansar y sacando mi caña del agua me tiré sobre la dorada arena de la ribera cerrando mis ojos.
Al hacerlo escuché más nítidamente el ruido ensordecedor que hacían los motores que sacan el agua de la laguna para regar las plantaciones de tabaco, los ladridos de los perros de los caseríos vecinos, respiraba y sentía todos los ecos del momento, junto con los aromas a hinojo y poleo de las plantas que bordean la laguna, en medio de eneas y junquerales.
En un instante todo enmudeció, se hizo un silencio de hielo... desconcertada abrí los ojos. Al mirar hacia el cielo, un objeto desconocido y estático de forma ovalada y de color azul plateado gris, permanecía sobre nuestras cabezas, la altura no sé precisarla. 
A mi expresión de asombro, todos miramos al cielo con los comentarios más insólitos…
¿Qué era eso? ¿Cómo podía estar totalmente inmóvil en el cielo? ¿Y el ruido de los motores por qué no se escuchaba ahora? ¿ Y el ladrido de los perros? También el agua de la laguna se había convertido en un claro cristal, sin ninguna ola, todo era silencio y asombro… 
Unos a otros nos preguntábamos lo que veíamos, por la necesidad que teníamos de confirmar si lo que cada uno veía, lo veían los demás ¡todos estábamos viendo y sintiendo lo mismo…!
Todo era silencio, silencio y ese objeto que desafiaba toda nuestra lógica. Y de pronto, estando mirándole desapareció, se fue, nada, se volatizó…¿Dónde se ha ido? ¿Cómo ha desaparecido? Ya el asombro nos desbordó aún más, y nuestros ojos se perdieron por todo el horizonte del Campo Arañuelo buscándole. 
 Le encontramos encima de la Central Nuclear de Almaraz, a unos 6 kilómetros en línea recta. Las distancias en el espacio me son imposibles de ubicar exactamente ¿Cómo podía estar allí, si hacía unos segundos estaba sobre nuestras cabezas y nadie le vio moverse, sólo desapareció...?
La palabra OVNI, salió de la boca de los tres chavales, aunque en todos nosotros también estaba… no era parecido a nada que conociésemos, nada que tuviese el poder de silenciar la vida que bullía, y desaparecer de nuestras miradas sin saber cómo. 
Después de estar allí varios minutos, comenzó un movimiento ondulante, pausado y rizado desde el oeste hacia el este, en medio del silencio que había...no dejábamos de mirarle, nos hechizaba por su belleza y movimientos perfectos, nos tenía prisioneros en un asombro sin límites.
Al sobrepasarnos a nosotros, comenzó a balancearse varias veces y vimos que se abría por la mitad… Continuábamos preguntarnos unos a otros… ¿Pero tú ves lo que hace? ¿Tú ves lo que yo estoy viendo? Cuando se abrió por la mitad, tres cilindros del mismo color azul plateado gris salieron de cada una de las partes, en una perfecta formación y a la misma distancia unos de otros… ¡Nuestro asombro ya no tenía límites…! 
Los tres cilindros se perdieron tras los cerros de Navalmoral de la Mata, y el objeto grande se cerró y desapareció hacia el este, con un movimiento rectilíneo
Al hacerlo, el ruido de la vida volvió a existir, los motores, el ladrido de los perros, las olas espumosas de la laguna…¡Todo volvía a ser como antes! el avistamiento había durado más de 30 minutos, con toda la luz de la tarde y sin nada en el horizonte que impidiese verle con toda claridad. Volvimos a casa totalmente alucinados de lo que habíamos visto y vivido...
 Anochecía y las primeras estrellas brillaban en el cielo...Al día siguiente, Piluca tenía toda la cara roja, como de haber estado expuesta a una radiación desconocida. A Tony, a Zeus y a mí, no nos pasó nada.
¿Qué vimos? ¿de dónde procedía ese objeto? ¿qué tecnología tenía? ¿qué era? Esa tarde, y lo que vivimos nosotros, permanece nítido en el recuerdo… Y sabemos que era algo ajeno a esta tierra que habitamos, lo hemos hablado y revivido muchas veces, y continuamos sin respuestas a tantas preguntas como nos hicimos, y continuamos haciéndonos… ¡Sólo belleza, silencio. asombro, incomprensión!

domingo, 9 de octubre de 2016

OTOÑADA EN EL VALLE DEL JERTE (Extremadura)

Cada año cuando el otoño llega al Valle del Jerte, el espectáculo natural se desata en brazos del sol, el viento, en los árboles que crecen con lujuria por todo el Valle. 
Ahora en la otoñada la comarca se cubre de una pátina multicolor semejante a un lienzo impresionista: ocres, rojos, amarillos, sepias y diferentes verdes tapizan un paisaje de ensueño, mágico y lleno del hechizo susurrante del agua y murmullos de hojas valsando sus últimas piruetas, llenando el alma de armonías y paz.
Si la primavera es el momento de la celebración y la euforia, el otoño es el del disfrute sereno de la reflexión, encontrar de nuevo la serenidad que bailó eufórica en el caluroso verano. 
 El Valle del Jerte es un rincón con un microclima idóneo para que la naturaleza se muestre en todo su esplendor y belleza, en cada una de las estaciones del año, siendo estas muy marcadas y de una belleza y riqueza infinitas sobre todo en primavera y otoño.
Las condiciones climáticas, la flora, fauna y la variedad paisajística hacen de este Valle un lugar especial para disfrutar de los encantos del otoño o como se llama por estas tierras: la "OTOÑADA". 
 Las distintas altitudes, las diferencias entre solana y umbría, el generoso cauce de gargantas y río... contribuyen a crear una diversidad paisajística única en Extremadura, que extasía el alma por su belleza entre murmullos indefinidos que acarician el alma en arreboles.
Desde las cumbres de más de 2.000 m. hasta el fondo del Valle, la comarca se transforma cada otoño en un lienzo sorprendente que invita a ser descubierto y disfrutado en toda su maravillosa plenitud y llenar el alma de serenidad. perderse por sus múltiples senderos y reencontrarse con nuestro yo interior, que nos muestra nuestra verdadera alma al desnudo.
Comienza la temporada de setas, de castañas, de menbrillos... Durante octubre y noviembre los cerezos se engalanan de colores policromados y entre latidos de despedidas toda la vegetación , adquiere todos los tonos cálidos propios de esta estación que podamos imaginar, formando un rico, mullido y colorista manto que cubre el suelo con una de las mejores alfombras, bruñidas en oros, jamás encontradas en otro lugar.
El musgo en las rocas, los senderos cubiertos de hojas de mil colores, el sonido de los saltos de agua, el liquen en las cortezas de los árboles crean un bellísimo paisaje, un escenario excelente para vivir la naturaleza. 
El  cerezo, es árbol que marca la vida y ritmo de la comarca ofrece ahora un espectáculo natural muy alejado de su blanco primaveral antes de caer en su sueño de invierno. Pasará del verde al amarillo, después al ocre, al rojo, al marrón.... y finalmente cubrirá el suelo del bosque cerezal de una alfombra de hojas, un tapiz policromado que duerme su ultimo latido.
El Valle del Jerte es uno de los mejores regalos que nos ofrece día a día la Naturaleza en Extremadura. Es, sobre todo, conocido cuando en primavera la floración de los cerezos lo envuelve todo de blanco, como si durante días hubiesen nevado pétalos de flores.
Entonces acude muchísima gente de España y del mundo, para observar este espectáculo que dura unos pocos días y tiene la pureza al desnudo.
¡Pero pocos conocen las maravillas del otoño en este lugar, propias del mejor pintor impresionista que podamos conocer!
Probablemente sea en el ecuador de la estación otoñal, en el mes de octubre, cuando éste se vuelve más bello, cuando los amarillos, ocres y rojos intercalan tonalidades en un paisaje campestre absolutamente soberbio. Visitar una otoñada en Valle del Jerte es incomparable, extraordinario, un lienzo digno de presidir el mejor de los museos de arte del mundo.  
¡Cuando el otoño se desliza en el Valle del Jerte se vuelve imparable, lo baña todo con su fulgor caduco. Es como el pincel desbocado de un pintor, de un genio, el idilio de una estación, el otoño, con la tierra fértil de mi Extremadura!

jueves, 15 de septiembre de 2016

¡ DESDE EL CORAZÓN, GRACIAS !

             A Marcelo Camacho
Gracias a todos los que me habéis ayudado con vuestras palabras en estos dos meses que desaparecieron mis seguidores, a Mª Jesús, Ester, Loli, Chelo, Sindel, Rafa, Amalia, Charo, Pepe, Maite, Goriot, a todos y en especial a Cristina del blog Espacio Universal, que me aupó siempre con su cariño para que no borrase mis blog, como quise hacer y dejarlo todo.
Creo que Dios escribe derecho con renglones torcidos y después de decenas de mensajes a Blogger y hacer todo lo que encontraba en Internet, sin saber cómo, apareció en mi camino un verdadero ángel, es cierto que existen muchos aunque no sepamos que llevan las alas escondidas bajo su ropa y caminan de incognito, dejando huellas de luz.
Mi ángel de los blogs se llama Marcelo Camacho, fundador de VidaBytes, no tengo palabras para expresar toda la entrega, dedicación y tiempo que me ha dedicado con todo afecto y sin otro interés que ayudarme a solucionar mi problema ¡personas como él, hacen que se continúe teniendo fe en las personas y sentirnos orgullosos de conocerlos!
He llorado algunas veces de impotencia porque no sabía ya que hacer, pero esas lágrimas cruzaron el Atlántico y desde un país hermano, me llegó no sólo la respuesta si no también la ayuda que necesitaba. 
¡Gracias Marcelo, mil gracias desde un lugar del corazón, te lo he dicho en privado, pero necesito decirlo aquí en mi blog, para que quienes me lean, sepan que personas como tú, hacen día a día un poco mejor este mundo nuestro!
¡Cuando hacemos algo bueno, ese día es un poco mejor, porque hemos dado algo de nosotros a otras personas que nos necesitan y eso es lo que tú has hecho conmigo!
Y quiero decirte algo en lo que creo firmemente, cuando sembramos semillas de esperanzas recogemos una cosecha de luz, te deseo que en tu sendero de la vida, vayas recogiendo la felicidad que siembras, con tu honradez, integridad y solidaridad.
Marcelo en la palabra GRACIAS, van todos los sentimientos que han anidado en mi alma hacia ti. Has sido un regalo del Buen Dios, No cambies nunca amigo, el cielo es el límite.